intranet
buscador

14/09/2017 - LaNacion.com

Conflicto por la citación a tripulantes de Air France por un incidente en vuelo

El sindicato aeronáutico francés dijo que vivieron "un calvario" tras la denuncia de una médica argentina, que acusó a un pasajero francés de haberse masturbado al lado de ella; la justicia local negó cualquier irregularidad en el caso


Fernando Rodríguez

Un litigio consular entre París y Buenos Aires está en ciernes. El motivo: la queja formal del sindicato de los aeronavegantes galos por "el calvario" que, sostienen, tuvo que atravesar la tripulación del vuelo AF 228 de Air France el 30 de octubre, cuando debieron pasar varias horas en el aeropuerto de Ezeiza y, al día siguiente, en un juzgado federal para declarar a instancias de la denuncia de una médica argentina contra un pasajero francés que se había masturbado a su lado en pleno viaje.

El 2 de este mes, LA NACION publicó este y otros dos casos de mujeres víctimas de manoseos o exhibiciones obscenas en servicios de Latam y American Airlines. En esa ocasión ya se había adelantado que la denunciante también pretendía que el comisario de a bordo del AF228 fuera indagado por amenazas.

La querellante concretó ese pedido el viernes pasado ante el juez federal de Lomas de Zamora Federico Villena. Abarca no sólo al jefe de cabina, sino también a media decena de tripulantes de aquel vuelo.

Diez días después del episodio, David Lanfranchi, presidente del Syndicat National du Personnel Navigant Commercial (Snpnc), sostuvo que la tripulación del AF228 había vivido "48 horas de angustia" en Buenos Aires y que habían sido "detenidos por la policía, interrogados en condiciones que violan los derechos fundamentales, acusados y, algunos, encarcelados antes de ser liberados sin explicaciones". Lo hizo en sendas cartas enviadas al ministro de Asuntos Exteriores francés, Jean-Yves Le Drian, y a la embajada argentina en ese país.

El presidente de Air France, Jean-Marc Janaillac, "expresó al Ministerio de Relaciones Exteriores su indignación sobre las condiciones de convocación y de detención arbitraria de las que fue víctima la tripulación" de la compañía, según publicó la agencia de noticias francesa AFP.

Lanfranchi puso sobre relieve que el padre de la denunciante, "un ex viceministro de Justicia" argentino, había "interrogado" a los 14 tripulantes de cabina de Air France.

Según explicaron fuentes judiciales a LA NACION , ese ex funcionario que revistió aquel cargo en la década del 90 actuó como abogado en representación de su hija, y ese rol de querellante le permitía, según las normas procesales vigentes, presenciar las declaraciones testimoniales y formular preguntas a los testigos.

En la carta a la embajada argentina, el presidente del Snpnc explicó que "una pasajera" había solicitado pasar a la cabina de b usiness, lo que se le denegó por falta de lugar. Luego pidió un cambio de asiento por "una actitud fuera de lugar de su vecino" de asiento. El personal de cabina "no notó ninguna anomalía a este respecto", pero igual le asignó otro asiento. La denunciante, una vez en tierra, dijo que el asiento que le dieron fue una de las butacas rebatibles que usan las azafatas.

En Ezeiza hizo urgentemente la denuncia y personal de la Policía de Seguridad Aeroportuaria, además de detener al acusado -francés, de unos 30 años-, condujo a 14 tripulantes a la pequeña comisaría de la fuerza en Ezeiza para tomarles declaración. Allí estuvieron seis horas. Al día siguiente fueron al juzgado federal para declarar. Calificadas fuentes judiciales afirmaron a LA NACION que el juez Villena decidió mantener en una oficina, separado del resto, al comisario de a bordo, toda vez que la médica lo había acusado de haberla coaccionado (le habría dicho que si no volvía a su asiento, junto al hombre que había señalado por masturbarse, la haría meter presa al aterrizar) y debía decidir, entonces, si le tomaría declaración como imputado o como testigo.

En la carta de queja a la embajada, la Snpnc sostuvo que "el jefe de la cabina fue separado del grupo y encerrado en una habitación de 1 m2, sin posibilidad de sentarse, ni beber y comer, y durante varias horas".

Finalmente, Villena le tomó testimonial y toda la tripulación fue liberada. El pasajero acusado, en tanto, estuvo incomunicado 12 horas, luego habló con el cónsul, que le puso un abogado a su disposición. Tras ser indagado, fue liberado por Villena para que pudiera presentarse al concurso de aeromodelismo por el cual había viajado a Buenos Aires.

"Las tripulaciones de Latam y de American también declararon en el juzgado. El procedimiento fue el mismo y ellos no formularon quejas. La única diferencia es que mientras en los otros hechos los acusados eran argentinos, en el de Air France era francés", concluyeron las fuentes.



D'Onofrio 158 - (1702) Ciudadela - Buenos Aires - Argentina - Teléfono: +54 011 4653 3016/19/19
aviones@aviones.com
pie_linea
cartel_apta