intranet
buscador

FELICES SESENTA AÑOS AEROLÍNEAS ARGENTINAS FUNDADA POR LOS ARGENTINOS Y SU ESTADO.
VACIADA Y FUNDIDA POR EMPRESAS ESPAÑOLAS Y SU GOBIERNO, CON LA COMPLICIDAD DE GOBIERNOS ARGENTINOS.
DEFENDIDA DURANTE 18 AÑOS DEL ROBO EXTRANJERO, PERMANENTE Y EXCLUSIVAMENTE POR LOS TÉCNICOS AERONÁUTICOS.
RESCATADA DE SU SEGURA DESAPARICIÓN, POR EL GOBIERNO DE CRISTINA FERNÁNDEZ DE KIRCHNER.
FUNDACIÓN JUSTICIALISTA.

El 07 de diciembre de 1950, las empresas: AEROPOSTA, ALFA., FAMA y Z.O.N.D.A., pasaron a formar parte del patrimonio del Estado, por decisión del gobierno de Juan Domingo Perón, comenzando a operar el 14 de mayo de 1949. Aunque, no fue sino hasta el 7 de diciembre de 1950, cuando fue oficialmente creada, como AEROLÍNEAS ARGENTINAS EMPRESA DEL ESTADO.

Ya en 1951, con solo un año, es premiada por la Sociedad Interamericana de Prensa, como la mejor empresa aerocomercial del mundo.

En 1959, recibe los primeros aviones Jet en operar en Sudamérica, el Comet IV.

Luego, a partir de los años 60, se irían incorporando los aviones Boeing 707 para los vuelos intercontinentales. En los 70, comenzaron a operar los B737. A partir de 1975 los Fokker y el primer B747. En 1978 hicieron su aparición los B727.

La última dictadura militar, con Alfredo Martínez de Hoz como Ministro de Economía, la convierte en Sociedad del Estado.

En 1973, Aerolíneas Argentinas trae de regreso definitivamente al ex Presidente Juan Domingo Perón, quien pone con ese vuelo de retorno, fin a sus 18 años de exilio.

Durante la guerra contra Inglaterra por las Malvinas, los aviones de Aerolíneas Argentinas cumplen vitales acciones de reconocimiento aéreo como de abastecimiento en las islas de nuestras tropas.

Durante 40 años de administración estatal, Aerolíneas Argentinas, fue una pujante, y eficiente empresa, modelo entre sus pares del continente americano y el mundo. Con una deuda contraída artificialmente, para financiar las arcas del tesoro nacional.

PRIVATIZACIÓN Y VACIAMIENTO MENEMISTA. ETAPA IBERIA.
El gobierno de Carlos Menem, convierte a Aerolíneas Argentinas en Sociedad Anónima, transformándose en ARSA. En 1990 es vendida por un precio vil de regalo, a la entonces empresa estatal española IBERIA. En medio de fundadas denuncias de corrupción gubernamental. La española, era una muy ineficiente compañía altamente endeudada. IBERIA vació financiera, económica, comercial y técnicamente a nuestra aerolínea de bandera, hasta fines de los 90, cuando se declara en quiebra.

Entonces, las acciones de Aerolíneas Argentinas se traspasan a la SEPI.(Sociedad Estatal de Participaciones Industriales). La pésima administración estatal española continúa, como así el saqueo a la compañía. Nuestra aerolínea insignia entra técnicamente en bancarrota hacia fines de los 90, cuando se frustra una venta a American Airlines, quien también administró pésimamente en su corto período.

A inicio del 2001 la crisis se profundiza, y la SEPI empieza a anunciar la inminente quiebra de la compañía. A mediados del 2001 se suspenden la mayoría de los vuelos internacionales y nacionales, y la empresa entre en convocatoria de acreedores.

APTA, bajo la conducción de Ricardo Cirielli, se opuso siempre a la privatización de Aerolíneas Argentinas. El y su corriente sindical, aún antes de asumir como Secretario General de los Técnicos Aeronáuticos.

Y, durante todo el control y gestión de IBERIA, denunció todos y cada uno de los negociados en contra de nuestra aerolínea de bandera, cometidos por la empresa estatal española. En medio del silencio cómplice del gobierno del momento, medios y restante sindicatos aeronáuticos.

El mismo accionar militante de APTA, transparente, coherente y tenaz en defensa de los intereses aerocomerciales nacionales, fue continuado durante la administración de la SEPI, la cual profundizó la liquidación de Aerolíneas Argentinas.

Liderando APTA, desde abril a octubre de 2001, al mando de Ricardo Cirielli junto con todos los Técnicos Aeronáuticos, con 500 Técnicos despedidos y 9 días de paro se impulsó una movilización nacional social, sindical y política, por la defensa de la continuidad empresarial de Aerolíneas Argentinas y Austral. Como así también, contra todas las nefastas políticas neoliberales de los 90.

Una movilización de siete meses, conducida casi en la más absoluta orfandad sindical aeronáutica, que terminaría obligando al inoperante, corrupto y cómplice del gobierno español de Fernando de la Rúa; como al culpable ideológica y materialmente, gobierno de España, a cargo de José María Aznar, a no concretar la desaparición de Aerolíneas Argentinas que obsesivamente proponía la SEPI. La supervivencia de Aerolíneas Argentinas, fue un mérito nacional, en lo sindical, político y empresarial, exclusivamente de APTA y los Técnicos Aeronáuticos.

PRIVATIZACIÓN Y VACIAMIENTO DELARUÍSTA. ETAPA MARSANS
La era MARSANS, a cargo de Gonzalo PASCUAL, Gerardo DÍAZ y Antonio MATA, fue desde octubre del 2001, la más ignominiosa de todas en cuanto a los reiterados y graves delitos efectuados en contra del patrimonio y finanzas de Aerolíneas Argentinas. Destinados, a continuar robándola y finalmente liquidarla como pretendía la estatal IBERIA y el gobierno de AZNAR.

El proyecto empresarial-gubernamental español nunca dejó de ser el mismo. Quedarse con todos los activos, conjuntamente con las rutas y el mercado de Aerolíneas Argentinas. Para traspasárselos a sus propias aéreas, IBERIA primero MARSANS después. Un expolio en el siglo XX y XXI, similar en espíritu y fines, al cometido por la corona española durante la conquista de América.

Marsans, recibió de la SEPI/Estado español USD 758 Millones para sanear financieramente la compañía y reactivarla económicamente. Los cuales nunca utilizó para esos propósitos, como quedó demostrado por varios informes del Tribunal de Cuentas de España, y en las conclusiones del juicio contra Pascual, Díaz, Mata y varios miembros de la SEPI, del Tribunal de Instrucción en lo criminal N 35, de Madrid.

Los USD 300 millones de dólares para saldar deudas específicas, fueron a parar a manos de los dueños de MARSANS, quienes compraron los créditos contra Aerolíneas Argentinas que debían saldar con los fondos de la SEPI. Con lo cual la empresa siguió debiendo esa cifra, pero ahora a MARSANS. Violando de esta forma lo estipulado en contrato de Compra-Venta firmado entre el Gobierno de España y los dueños de MARSANS.

Los restantes más de 400 millones, cuyo fin era invertir en aeronaves de última generación y el área industrial, tampoco se destinaron a dicho fines. Como quedó demostrado por las investigaciones llevadas a cabo en España. Vulnerándose nuevamente el contrato firmado de Compra-Venta.

En el 2004, MARSANS funda Aerolíneas del Sur en Chile, rebautizada en el 2007 Air Comet Chile. Lo hizo desviando fondos, aeronaves repuestos, combustibles, etc. de Aerolíneas Argentinas. La pésima y corrupta administración MARSANS la llevó a la quiebra a fines del 2008.

Las mismas prácticas depredatorias contra Aerolíneas Argentinas, que aplicaba a favor de Air Comet en España. APTA denunció sistemática y constantemente desde el 2001 hasta el 2008, cada uno de los delitos efectuados contra nuestra Aerolínea de Bandera, por el grupo MARSANS. Ante la complicidad masiva por acción u omisión, de distintos gobiernos; el resto de los gremios aeronáuticos –algunos de los cuales exaltaban públicamente a la administración MARSANS mediante declaraciones y solicitadas-; y el 99% de los medios de prensa argentinos grandes y chicos.

Se impulsó durante tres años consecutivos, mediante pruebas irrefutables, cuando el Subsecretario de Transporte Aerocomercial, era Ricardo Cirielli, la impugnación de los balances del 2002, 2003 y 2004 de Aerolíneas Argentinas. Por haber cometido PASCUAL, DÍAZ y MATA, administración y fraude contable en cada oportunidad. Los tres fueron impugnados por el Ministerio de Economía.

Lamentablemente, no sucedió lo mismo con el balance del 2005. A pesar de las numerosas y públicas advertencias para que no se lo apruebe, adjuntando profusas evidencias, a fines del 2006 el gobierno a cargo cometió el grave error de aprobar dicho balance. Siendo responsables los funcionarios estatales que así lo hicieron, del perjuicio contra el Estado nacional incurrido.

Finalmente, como era de esperar, desde principio de 2008 MARSANS dejó de pagar deudas, solventar gastos, y abonar la nómina salarial. Generando reiterados caos en los aeropuertos argentinos, mediante constantes y numerosas suspensiones y cancelaciones de vuelos, tanto nacionales como internacionales.

Durante agosto y septiembre del 2008, se produce una investigación parlamentaria diputados y senadores, con numerosas audiencias con los distintos bloques partidarios. Como públicas, ante las comisiones pertinentes de cada cámara.

APTA, con su Secretario General Ricardo Cirielli en persona y otros miembros de su Consejo Directivo, fue la encargado de esclarecer siete años de corrupción y saqueo de MARSANS. Gracias, a su minucioso y exclusivo seguimiento de tales irregularidades. Lo hizo, ante las distintas facciones políticas. Y ante las audiencias llevadas a cabo en diputados y senadores. Al mismo tiempo que distribuía, en cada uno de los ámbitos legislativos donde concurría, una abultada documentación de investigación, denuncia y pruebas de delitos y responsabilidades, que había recolectado durante los largos años del expolio MARSANS.

Gracias al resultado del trabajo de APTA, durante esos siete años de robo y oprobio, la oposición y el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, repudiaron plena y públicamente a la administración MARSANS en Aerolíneas Argentinas. Y, decidieron, luego de la investigación patrimonial y contable de nuestra Línea Aérea de Bandera, la expropiación lisa y llana de Aerolíneas Argentinas mediante el pago de un peso. Tal cual lo había propuesto APTA ante los senadores, a través del compañero Ricardo Cirielli.

RECUPERACIÓN DE AEROLÍNEAS ARGENTINAS. SEGUNDA ETAPA ESTATAL.
El Estado nacional pagaba los sueldos de los empleados de Aerolíneas desde principios del 2008. A partir de ese momento avanza tanto en la administración como en la expropiación de la empresa. Designándose Directores, como Presidente de la empresa.
Hasta la fecha se han ido incorporando aviones B737-700, los primeros en 16 años, hasta llegar a un total de 12. Se han sumado regularmente nuevos destinos nacionales e internacionales. Se ha habilitado un Hub en Aeroparque para varios destinos regionales e internacionales. Se aumento significativamente la cobertura del mercado de cabotaje. Y se elevaron a índices aceptables, tanto la puntualidad como las suspensiones y cancelaciones de vuelo. Aerolíneas Argentinas recuperó la conectividad aérea en todo el territorio nacional, cubriendo tanto los destinos rentables como los que no lo son. A diferencia de su principal competidor, la aérea chilena LAN que aún no cumplió con su compromiso de volar a todas las provincias del país.

APTA, está gestionando activamente, importantísimas inversiones en el Área Técnica Industrial de Ezeiza y Aeroparque, referidas a Hangares y Bancos de prueba de Motores y para la reparación de unidades de aviónica, entre otras a concluirse antes de fines del 2011.

Finalmente, es de esperar que se cumplan los planes anunciados de reducción del importantísimo déficit empresarial en tiempo y forma. A efectos de convertirla en una empresa saneada, sólida eficiente y viable, mediante sus propios recursos humanos y económicos.

AEROLÍNEAS ARGENTINAS HA SOBREVIVIDO A LO LARGO DEL MÁS OMINOSO Y CRÍTICO PERÍODO DE SU HISTORIA, SUS ÚLTIMOS 20 AÑOS, GRACIAS A LA INDOBLEGABLE E INCORRUPTIBLE LUCHA DE APTA, Y LOS TÉCNICOS AERONÁUTICOS. LLEVADA A CABO EN LA MÁS ABSOLUTA ORFANDAD DE TODO TIPO: SINDICAL, POLÍTICA, Y MEDIÁTICA.

MIENTRAS APTA, CONDUCIDA POR RICARDO CIRIELLI CONTINÚE JUNTO A TODOS LOS TÉCNICOS AERONÁUTICOS, COMO SU FIEL CUSTODIO Y PROTECTOR. AEROLÍNEAS ARGENTINAS TENDRÁ ASEGURADA POR SIEMPRE SU EXISTENCIA.
NUNCA DEJARÁ DE SER EL CÓNDOR, QUE MÁS ALTO VUELA EN LOS CIELOS DE LA ARGENTINA Y EL MUNDO.

Buenos Aires, diciembre 07 de 2010

Gabriel MORSELLI
Secretario de Prensa

D'Onofrio 158 - (1702) Ciudadela - Buenos Aires - Argentina - Teléfono: +54 011 4653 3016/19
aviones@aviones.com
pie_linea
cartel_apta